Estela de Carlotto, presidenta de las Abuelas de Plaza de Mayo. (EFE/Archivo).-

 

Estela Barnes de Carlotto fue invitada a realizar esta visita a la Isla por la Federación de Mujeres Cubanas

 

El trato dado a las activistas argentinas contrasta con la represión sistemática que el Gobierno cubano ejerce contra las Damas de Blanco, hostigadas por la Seguridad del Estado cuando salen a la calle para exigir la libertad de los presos políticos.

En el encuentro entre el presidente cubano y la activista de derechos humanos argentina también participó Claudia Susana Carlotto, hija de Estela Barnes, junto a Daniel Ricci y Juan Carlos Barroso, representantes de organizaciones universitarias, según una nota divulgada por la estatal Agencia Cubana de Noticias (ACN).

En el encuentro entre el presidente cubano y la activista de derechos humanos argentina también participó Claudia Susana Carlotto, hija de Estela Barnes, junto a Daniel Ricci y Juan Carlos Barroso

La presidenta de las Abuelas de la Plaza de Mayo fue invitada a realizar esta visita a la Isla por la Federación de Mujeres Cubanas, cuya titular, Teresa Amarelle, estuvo presente en la reunión.

Barnes, cuya hija Laura Carlotto fue detenida y asesinada durante la dictadura militar argentina (1976-1983), se unió en 1978 a un grupo de mujeres en la organización que lucha para localizar a cada uno de los nietos desaparecidos.

En su caso, el encuentro con su nieto Guido, nacido en cautiverio cuando su hija Laura se encontraba prisionera, fue posible luego de 36 años de búsqueda, el 5 de agosto de 2014.

Las Abuelas de Plaza de Mayo calculan que más de 400 niños han sido registrados como desaparecidos y privados de su identidad, su derecho a vivir con su familia y otros derechos reconocidos a nivel nacional e internacional como humanos universales.