Los pacientes deben dormir en camas improvisadas Foto © Facebook Yoandris Verane


Lázaro Javier Chirino

Lázaro Javier Chirino / CiberCuba.-

—El hospital Orlando Pantoja, en el municipio santiaguero de Contramaestre, parece que ha colapsado con la cantidad de pacientes enfermos de dengue y zika.

Según una publicación hecha en Facebook por Yoandris Verane, en esa instalación médica hay un brote de estas enfermedades infectocontagiosas “que empeora cada días más y las autoridades sanitarias no les dan solución”, asegura.

En la fotografía que presenta se puede ver que han unido dos bancos del hospital y han puesto una especie de colchón y un mosquitero para aislar a un supuesto paciente que, según Verane, se trata de un menor de edad.

También señala el denunciante que este tipo de alternativa se debe a que “las salas están llenas y no hay colchones ni cama”

El tema del dengue y otras de estas enfermedades es un asunto que preocupa a los habitantes de la isla.

Hace poco se supo, a través de un video distribuido por Cubanet, que en Santiago de Cuba hay vecindarios que no se fumigan y las aguas albañales se acumulan en las calles de la ciudad. Se deduce que esta situación está dada por la falta de combustible, que es necesario para realizar de manera correcta el tratamiento antivectorial que se necesita.

En esa oriental provincia justo al iniciar el mes de octubre fue reportado el fallecimiento de una pequeña de cinco años. Según algunas versiones dadas a conocer en medios de prensa, se trató de una complicación derivada del dengue. Sin embargo CiberCuba tuvo acceso a un dictamen diferente, asegurándose que la paciente falleció a causa de una cetoacidosis diabética.

Todas las provincias de Cuba presentan una situación similar, donde han tenido que buscarse otros lugares que no son hospitales, sino albergues y escuelas alejadas de la ciudad, para aislar a los pacientes diagnosticados con dengue.