Foto de archivo: “Entre el hambre y el calor a cualquiera le da un desmayo”, comentó Yenisey Delgado, mientras intentaba refrescarse.-

 

By María Fernanda Muñóz
El régimen había prometido que no llegarían los apagones durante el verano. Pero como una deuda pendiente, volvió a quedar la oferta.
Una situación que agudiza las condiciones en las que se encuentran los cubanos, especialmente en el centro del país, donde en los meses de junio y julio las temperaturas barrieron el récord histórico.
Un reciente reportaje de Cubanet, comenta sobre las “alternativas” poco viables de hidratación con las que cuentan, a propósito de que la empresa comercial TRD pusiera a circular carros ambulantes que ofrecen agua a la población.

El altísimo costo por el preciado líquido, que en ocasiones ni siquiera está debidamente refrigerado, no es asequible para la gran mayoría de la población. Un día de salario por una botella de agua.
La situación de los apagones ha incrementado la problemática. Establecimientos han tenido que dejar de ofrecer bebidas refrescantes y la “cervecita que gusta de vez en cuando”, como comentaba para el citado medio, Víctor Mendoza, producto de la problemática.
“A todos los lugares a los que he ido me dicen que está caliente o que la pusieron ahora mismo, o que no tienen hielo ni para un trago. No me queda más remedio que pagarla a 40 pesos a los cuentapropistas”.
“Entre el hambre y el calor a cualquiera le da un desmayo”, comentó Yenisey Delgado, mientras intentaba refrescarse con un abanico en una tienda.
Pues sí, tenemos apagón. Comenzó 8:30 de la mañana, exactamente a la hora del desayuno.
El pueblo cubano y su historia con los apagones, un futuro alentador. El régimen en su peculiar camino a la prosperidad y queriendo resucitar una revolución arenga continuidad.#Cuba. No vayas por más.

— Lázaro Lamelas Ortiz 🇨🇺 (@LamelasOrtiz) July 18, 2019
“Aquí mismo, no tienen el aire acondicionado puesto, dicen que se pasaron con el consumo que les tocaba para el mes, pero parece que eso pasó en todas las tiendas. Ya una no puede ni entrar a coger un diez, por eso la gente se arruga tan rápido en este país y anda de tan mal humor”.

Entre apagones y aires de 600 CUC

Ni ventiladores, ni sombrillas que sirvan han sacado en las TRD, según comenta la joven. “Inconcebible que en un país tropical no te vendan esas cosas, y más ahora con la cantidad de dengue que hay por ahí, que no se puede dormir sin ventilador debajo de un mosquitero” agrega.
Actualmente, los aires acondicionados no son ofertados en las tiendas recaudadoras de divisa, como parte de la denominada “Revolución Energética”.
Precio rebajado de una agencia de compra y envíos a Cuba.-

Quienes cuentan con estos aparatos, es porque gozan de mejores circunstancias económicas y han podido viajar para importarlos. En el mercado negro, un Split de una tonelada supera los 600 CUC, agrega el reportaje.
“A mí me quitaron un ventilador inventado con la secadora de una lavadora rusa que tiraba tremendo aire y me dieron este que se jodió a los dos años”, sentencia Julia Morales, una anciana vecina del reparto Escambray.
“Mi hija lleva tremendo tiempo detrás de uno, que tampoco son baratos cuando los sacan, cualquiera no consigue cincuenta dólares. Aquí está todo al revés: las cosas del verano te las venden en el invierno. Mientras, a echarse aire con un cartón, que ya llegaron los apagones”.

Publicado originalmente por Cubano por el Mundo.-