Masiva protesta en La Candonga, Santa Clara. (Captura de imagen/CubaNet).-

 

Redacción RTVMartí.-

—Pese a que el miércoles les habían dicho que no podrían seguir vendiendo mercancías importadas, la protesta pacífica del jueves en Santa Clara hizo que la secretaria del Partido Comunista en la provincia de Villa Clara les diera permiso a los cuentapropistas para seguir haciéndolo mientras las autoridades buscan una solución al caso.

“Nos dijo que le diéramos un plazo para resolver, para mirar mejor el caso de nosotros, pero que mientras, podíamos seguir vendiendo los artículos importados que nosotros vendemos”, le contó al periodista de Radio Televisión Martí Tomás Cardoso la cuentapropista Sady Rivera Castillo, una de las comerciantes que participaron en la protesta.

Yudi Rodríguez Hernández, la secretaria del Partido Comunista provincial en Villa Clara, mientras habla con los manifestantes (imagen sacada de un video compartido por Sady Rivera Castillo).
Yudi Rodríguez Hernández, la secretaria del Partido Comunista provincial en Villa Clara, mientras habla con los manifestantes (imagen sacada de un video compartido por Sady Rivera Castillo).

Yudi Rodríguez Hernández, la secretaria del PCC provincial, puede verse mientras conversa con manifestantes en uno de los videos compartidos por Rivera Castillo en su cuenta de Facebook. La respuesta de Rodríguez Hernández fue verbal, no por escrito.

Fue verbalmente, y se la [grabamos], porque nosotros, como ustedes saben, había mucha gente transmitiendo en vivo, otra gente grabando video, y entonces ella nos lo aseguró de palabra, que [estuviéramos tranquilos], que no iba a pasar nada”, le contó Rivera Castillo a Cardoso. “Vamos a ver qué pasa”.

“Ella nos pidió un plazo para responder, no fue un plazo exacto”, añade. En el video puede escucharse la voz de una mujer que grita “No queremos plazo, no queremos plazo”.

Según Rivera Castillo, que lleva alrededor de siete años vendiendo útiles del hogar en la candonga Los Framboyanes, próxima a la Universidad de Ciencias Médicas en Santa Clara, la manifestación reunió a más de 500 personas y fue espontánea.

“Nosotros no la programamos”, le dijo Rivera Castillo a Cardoso. “Hoy por la mañana llegamos al trabajo y había run run de que se iba a tirar la policía con los inspectores, que iban a decomisar y a meter multas de tres mil pesos, de mil quinientos, y ya ahí de momento todo el mundo decidimos que íbamos a ir al gobierno, y no nos dieron respuesta, y entonces fuimos al Partido”.

Uno de los videos publicados por la comerciante muestra el momento en que un funcionario convoca a los manifestantes a pasar “al salón” en la sede del Gobierno Provincial del Poder Popular, pero nadie se anima a entrar y uno de los que protesta dice “Para el Partido”, y empiezan a avanzar hacia la sede provincial del Partido Comunista.

La manifestación fue espontanea y había más de 500 personas.-

Fue allí, en las inmediaciones de la sede partidista, donde lograron hablar con Rodríguez Hernández, la máxima dirigente en la provincia. El malestar de los comerciantes se debía a lo que les habían dicho la víspera en una reunión en el teatro de la sede provincial de la Asociación Nacional de Agricultores Pequeños (ANAP).

Protesta en Santa Clara. (Captura de imagen/CubaNet)

LEE TAMBIÉN

Comerciantes motivan multitudinaria protesta en Santa Clara (VIDEO)

El miércoles “nos dijeron que todo lo que podíamos vender era [lo que hiciéramos] nosotros mismos, pero al final nunca nos han dado materia prima ni nada”, explica la comerciante villaclareña. “Lo que se vende ahí son cosas importadas, porque nosotros viajamos, y traemos cosas y las vendemos ahí, entonces parece que no les convienen esas cosas que nosotros vendemos y por eso decidieron quitarlo”.

Mucha gente de la calle se fue uniendo a los manifestantes, hasta que llegaron a la sede del Partido Comunista.

Protesta en Santa Clara. (Captura de imagen/CubaNet)

LEE TAMBIÉN

Comerciantes motivan multitudinaria protesta en Santa Clara (VIDEO)

“Nosotros fuimos con la esperanza de resolver, ellos nos dieron una esperanza”, le dijo Rivera Castillo al programa de Radio Televisión Martí Cuba al Día, producido por Patricia Martínez. “Estamos contentos, porque ya le digo, si esto lo quitan, nos van a dejar sin trabajo, somos muchas familias desesperadas por trabajar”.

Eso es todo lo que quieren, dice: que los dejen seguir poniendo mercancías a disposición de la gente, en un momento en que las tiendas controladas por el gobierno están desabastecidas.

El centro comercial Carlos III en La Habana. REUTERS/Alexandre Meneghini

LEE TAMBIÉN

Nuevas medidas afianzan al Estado con el monopolio de la importación en Cuba

Que nos den una seguridad para nosotros poder seguir desempeñando el papel de nosotros, que no es un papel negativo, porque al final lo que estamos es ayudando al pueblo y más con esta crisis, que no hay nada, que no entra nada; que no hay nada en las tiendas, no hay nada en las shoppings”, manifiesta. “Nosotros ayudamos, porque son cosas que nosotros traemos de afuera, ayudamos al pueblo; nosotros no estamos haciendo nada malo”.