José Daniel Ferrer, líder de la UNPACU. (KATERINE MOJENA/TWITTER)

 

 

DDC | Santiago de Cuba.-

—“Sus matones con escopetas de asalto no nos intimidan. Sus robos hasta de los alimentos y las medicinas de nuestros hijos, no nos rendirán. Vamos contra ustedes con redobladas energías hasta tumbarlos y sentarlos en el banquillo de los acusados”, dijo el líder de la Unión Patriótica de Cuba (UNPACU), José Daniel Ferrer, en un tuit dirigido a Raúl Castro y Miguel Díaz-Canel después de varios días de operativos represivos del régimen contra la organización.

Ferrer y otros cinco activistas fueron detenidos el martes por la mañana en un “asalto con armas largas” a la sede de la UNPACU en Santiago de Cuba. Los agentes del régimen se llevaron medios de trabajo, mesas de oficina y “del comedor social que funciona allí y brinda asistencia a decenas de personas diariamente”, apuntó en una declaración Carlos Amel Oliva, líder juvenil de la organización opositora.

Según declaró Ferrer más tarde al diario español ABC, los agentes se llevaron incluso sacos de arroz y “bombonas de gas para cocinar para los ancianos que no tienen recursos”; artículos personales y medicinas que utilizaba la esposa (médica) porque, afirmaron, “no quieren en Cuba médicos contrarrevolucionarios”.

Los operativos contra la UNPACU, que celebra este mes sus ocho años de existencia y es la mayor organización opositora del país, no se han detenido.

Ferrer denunció en Twitter otro “asalto”, a la vivienda de José Antonio López Piña en El Cristo, Santiago de Cuba. “Se lo llevaron detenido. No sabemos aún qué le han robado. Quinta casa asaltada en una semana”.

“Pueden asaltar, robar y hasta quemar cientos de hogares (…) pueden encarcelarnos o matarnos a todos, pero lo que no pueden evitar es su estrepitosa caída”, escribió Ferrer en otro mensaje dirigido al régimen.

Las acciones represivas se produjeron poco después de que Amnistía Internacional hiciera público su reconocimiento de cinco nuevos prisioneros de conciencia cubanos, entre ellos dos miembros de la UNPACU: Eliecer Bandera Barrera y Edilberto Ronal Arzuaga Alcalá.

La UNPACU es la organización opositora cubana con mayor número de integrantes en prisión.

Para Ferrer, la ofensiva de los últimos días es una “venganza por los vídeos publicados que demuestran que a UNPACU nada ni nadie le detiene y por las denuncias sobre corrupción y otras contra Raúl Castro, Díaz-Canel y Lázaro Expósito”, primer secretario del Partido Comunista en Santiago.

En sus declaraciones al diario español ABC tras los operativos, Ferrer llamó a los países de la Unión Europea a tomar “conciencia de la grave situación que estamos viviendo en Cuba”.

Pidió “que alcen sus voces críticas contra estos desmanes de la tiranía, y que no sigan callando por intereses económicos, por un puñado de dólares que el régimen logra estafar a los empresarios europeos”.