“La apertura entre nuestros dos países sería realmente transformadora para Cuba. Pero eso es algo que solo puede conseguir el régimen cubano si decide responder a las demandas de su pueblo.”, afirmo Mike Pompeu, secretario de Estado de EEUU en su entrevista a DDC.-

 

 

DDC | La Habana.-

—El designado Miguel Díaz-Canel calificó de “ignorante de la historia y principios de la revolución cubana” al secretario de Estado de EEUU Mike Pompeo.

A través de la red social Twitter, el gobernante cubano reaccionó este jueves a la entrevista que ofreció Pompeo a DIARIO DE CUBA, y agregó que el funcionario de la Administración de EEUU “propone negociar una reconciliación a cambio de que abandonemos el curso escogido por nuestro pueblo, sugiere traicionar a los amigos y negar 60 años de dignidad”.

“¡No, señores imperialistas, no nos entendemos!”, concluyó su tuit Díaz-Canel.

En un segundo comentario, el gobernante designado aseguró que “Pompeo no entiende que ‘A lo largo de toda la isla, somos menos que los que diariamente deambulan por una gran ciudad. Somos menos: un puñado de hombres sobre una cinta de tierra batida por el mar. Pero, hemos construido una alegría olvidada'”, citando uno de los poemas del escritor y funcionario recién fallecido Roberto Fernández Retamar.

Este miércoles, el ministro de Relaciones Exteriores cubano, Bruno Rodríguez Parrilla, había calificado también las respuestas de Pompeo en entrevista exclusiva como “mentiras, cinismo y demagogia”.

“Ya no puede esconder los verdaderos propósitos de la política de EEUU, que pretende rendir por hambre a nuestro pueblo para provocar desestabilización y cambio de régimen”, escribió en Twitter el funcionario.

“Evidente abismo entre lo que dicen y lo que hacen”, sentenció.

En entrevista telefónica con Pablo Díaz Espí, director de DDC, Pompeo aseguró que su Gobierno hace todo lo que puede “por apoyar al pueblo cubano”, aunque “la lista de desafíos a los que nos enfrentamos es larga”.

Pompeo resaltó las ventajas que traería para la Isla una mejoría de las relacionesentre La Habana y Washington, aunque advirtió que esto solo sería posible si el régimen “renuncia a su comportamiento opresivo”.

En sus declaraciones, Pompeo dijo sobre los argumentos con los que La Habana suele responder a las críticas que recibe: “He oído voces procedentes del régimen cubano que culpan de las dificultades económicas de Cuba a nuestras acciones. Lo cierto es que, como se sabe, Cuba, su régimen y su clase dirigente, son los responsables de dicha situación.”

“Este tipo de gobiernos controlados por el Estado no trabaja nunca a favor de los ciudadanos, independientemente de en qué países se instauren, y ese es el caso de la Cuba actual. Por eso quiero asegurarme de que el pueblo cubano comprenda que esta administración está decidida a subir el precio por el uso del poder solo en beneficio del régimen y de sus líderes políticos; queremos que el pueblo tenga oportunidades de aprovechar los inmensos recursos del país, mejorar la vida de los cubanos de a pie”, agregó el funcionario estadounidense.

Pompeo aseguró que una relación normal entre ambos gobiernos sería de enorme beneficio para ambos países: “La apertura entre nuestros dos países sería realmente transformadora para Cuba. Pero eso es algo que solo puede conseguir el régimen cubano si decide responder a las demandas de su pueblo.”