Médicos cubanos en Kenia. / DAILY NATION.-

 

Una investigación hace públicos los términos del acuerdo secreto entre La Habana y ese país de África.

DDC, Nairobi

—El diario keniano Nation reveló que cada uno de los 100 médicos cubanos que llegaron a ese país le cuesta a Nairobi mensualmente alrededor de 9.220 dólares estadounidenses.

Una investigación de ese medio, que habría tenido acceso a documentos, correos electrónicos y mensajes de texto, así como a una copia del acuerdo secreto entre La Habana y Nairobi para establecer una “misión médica” de la Isla en ese país, que nunca había sido hecho público, ofreció detalles que confirmaron con nuevas evidencias la denuncia que presentara la pasada semana la organización Cuban Prisoners Defenders (CPD), entre las que se incluyó la revelación de varios de los convenios firmados entre las autoridades cubanas y los gobiernos de varios países con el mismo propósito.

En su extenso reportaje, Nation señaló que los médicos reciben un estipendio —término que usa La Habana para ocultar que sus “misiones solidarias” son remuneradas— de 1.000 dólares mensuales.

Aparte de esta cifra, Nairobi acordó pagar otros 4.000 dólares por cada profesional, suma que se ingresa directamente en la cuenta bancaria del Gobierno cubano en el Banco Financiero Internacional S.A. Tales depósitos se realizan en euros en función del tipo de cambio en el momento del pago.

El acuerdo, del que Nation no publicó copia, estipula que Kenia es responsable de proporcionar alojamiento, muebles, electrodomésticos y utensilios de cocina, electricidad, agua y gas para cocinar para cada uno de los médicos. Esos costos corren a cargo de los gobiernos de los condados donde se despliegan los doctores.

El doctor Andrew Mulwa, presidente del Comité Ejecutivo de Salud de los condados y ejecutivo de Salud en el condado de Makueni, explicó que los gobiernos de los condados les proporcionan a los médicos cubanos apartamentos porque estos no reciben asignaciones para la vivienda ni para sus viajes.

“Les damos apartamentos amueblados, cocinas, electricidad, como lavadoras, agua y acceso a Internet, pero no administramos sus hogares y lo dejarán todo cuando finalicen sus contratos”, aseguró Mulwa.

En virtud del contrato firmado el 20 de marzo de 2018 entre la entonces titular de Salud Sicily Kariuki y el ministro de Salud Pública de Cuba, Roberto Morales Ojeda, Nairobi debe proporcionar a los médicos cubanos periódicos e internet, así como los costos de su asistencia a eventos científicos. Esto último, según el convenio, para fomentar su “desarrollo profesional”.

Esas sumas, según el medio, suponen una erogación de cerca de un millón de chelines mensuales (9.220 dólares al cambio actual) por cada profesional cubano. Ello equivale a 922.000 dólares anuales por el centenar de profesionales sanitarios cubanos en Kenia, que están en ese país desde 2018, gracias a un acuerdo que fue renovado en el verano de 2020.

Nation precisó que con una suma semejante se paga el salario de cinco médicos kenianos.

Las garantías de seguridad de los médicos que el acuerdo contempla

Si bien Nairobi se comprometió a ofrecer seguridad a los médicos cubanos desplegados en áreas inseguras, desde junio de 2019 Assel Herrera Correa y Landy Rodríguez están secuestrados y en paradero desconocido, presuntamente en manos de la milicia yihadista al-Shabaab.

El secuestro provocó la retirada de los profesionales cubanos desplegados en condados limítrofes con Somalia como Wajir, Garissa, Río Tana, Lamu e Isiolo, así como en Taita-Taveta.

En otros condados, los médicos han optado por desplazarse desde el centro urbano más cercano al hospital donde trabajan. Por ejemplo, los asignados al hospital Msambweni, en el condado de Kwale, viajan diariamente desde la ciudad de Ukunda y han mejorado su seguridad después del secuestro, aseguró la nota.

Esto, a pesar de que los cubanos tienen una cobertura médica “integral” bajo el Fondo Nacional del Seguro de Salud (NHIF), del que no disfrutan los doctores que trabajan para los condados locales, ni siquiera los médicos especialistas.

La prima mensual del seguro para los funcionarios públicos del Grupo de trabajo S es de 200.000 chelines (1.843 dólares), que es lo que Nairobi paga por ese servicio para cada uno de los médicos cubanos. La cobertura del seguro brinda acceso a más de 50 servicios, como hospitalización, ambulatorios y laboratorio, incluida la evacuación médica si es necesario.

El NHIF afirmó que solo 15 de los gobiernos de los condados proporcionaron cobertura de seguro médico integral para sus trabajadores de salud locales. Los médicos en humanos y también los veterinarios son los únicos funcionarios del condado que no están asegurados.

Nairobi también paga la indemnización profesional de los cubanos, la cobertura de seguro que toman los médicos para hacerse cargo de los honorarios legales y las sanciones que puedan surgir de las demandas por negligencia médica presentadas en su contra.

Además del seguro médico y la vivienda, Nairobi también paga los billetes de avión de regreso a Cuba por vacaciones o el de repatriación, en caso de que se tomen medidas disciplinarias contra alguno de los miembros de la “misión”.

Kenia acordó que los médicos solo trabajarían 40 horas a la semana, de lunes a viernes (un máximo de ocho horas al día) y un turno de 24 horas a la semana. Todo médico que trabaje durante los días designados como festivos en Kenia y Cuba es compensado con un número equivalente de días libres.

A cambio, Cuba proporcionó a Kenia documentos para certificar las calificaciones de sus médicos y aseguró al Gobierno una fuerza laboral “obediente”, puntualizó Nation.