Despliegue policial en el asalto a la sede de UNPACU en Santiago de Cuba.

 


José Daniel Ferrer. (Foto Archivo).

Redacción RTVMartí.-

Ana Belkis Ferrer, hermana del opositor y preso político José Daniel Ferrer, dijo a Radio Martí, que el Tribunal Municipal Popular de Santiago de Cuba, donde se celebra el juicio a su hermano, permanece acordonado por un aparatoso despliegue de las fuerzas policiales.

Campaña en redes sociales pide la liberación de José Daniel Ferrer.

LEE TAMBIÉN

El caso contra José Daniel Ferrer con gran despliegue en las redes sociales

“Me dejaron saber que personas que viven cerca del Tribunal Municipal dijeron que desde ayer (martes) está totalmente sitiado por agentes de la policía política, de la PNR, del Ministerio del Interior, de tropas antimotines y que todo el tribunal lo habían llenado de cámaras”, explicó la hermana de Ferrer.

Declaraciones de Ana Belquis Ferrer a RTVMartí.

 

La información la obtuvo en la mañana de este miércoles a través de Nelva Ismarays Ortega, esposa del coordinador de la Unión Patriótica de Cuba (UNPACU). “Es con la única que me he podido comunicar esta mañana.

De izquierda a derecha, José Daniel Ferrer, Dita Charanzová y Manuel Cuesta Morúa en un panel del Parlamento Europeo.

LEE TAMBIÉN

“Parlamento Europeo estará siguiendo el caso y reaccionará en consecuencia”

Ana Belkis Ferrer dijo que luego de esa llamada con Ortega no ha logrado comunicarse con nadie más porque todo parece indicar que “tienen desconectado los teléfonos de los miembros de UNPACU”.

Activistas de ese movimiento opositor y otras organizaciones dentro de la isla han sido arrestados o advertidos de que no podrán salir de sus viviendas hasta que haya finalizado la audiencia judicial de este miércoles contra José Daniel Ferrer y otros tres miembros de UNPACU.

La situación es tensa para los opositores en Santiago de Cuba, dijo desde esa ciudad a Radio Martí Ovidio Martín Castellanos, uno de los coordinadores de UNPACU.Dec

Declaraciones de Ovidio Martín Castellanos a RTVMartí.

El opositor dijo que les ha llegado información de que “el tribunal ha estado militarizado completamente para que nadie pueda llegar hasta allí (…)”. El operativo busca impedir “a toda costa la solidaridad con nuestro hermano Ferrer”.

Martín Castellanos asegura que el de este miércoles es “un juicio amañado”, producto de la “desesperación” del régimen.

El opositor confirmó que las autoridades han cortado las líneas telefónicas de los miembros de la organización “para impedir que podamos tener comunicación los unos con los otros dentro de Cuba y con el exterior”.